Entry-header image

Cuarentenas disminuyeron visitantes hasta en 50% en comunas turísticas, según estudio

El Instituto Sistemas Complejos de Ingeniería (ISCI) reveló los “significativos efectos” de los confinamientos durante enero y febrero en destinos como Pucón, Puerto Varas y Valdivia.

Por otro lado, en zonas que retrocedieron a transición (fase 2), como La Serena, Panguipulli, El Quisco y El Tabo, los veraneantes cayeron un 25 por ciento.

El último análisis a la movilidad en pandemia del Instituto Sistemas Complejos de Ingeniería (ISCI), una entidad que integran investigadores de las universidades De Chile, Católica y Concepción, mostró que las cuarentenas en comunas turísticas tuvieron un impacto “significativo” en la movilidad interregional durante las vacaciones de verano.

Según el estudio, el retroceso a fase 1 de localidades como Pucón, Puerto Varas y Valdivia significó una disminución del 50 por ciento en la cantidad de visitantes de otras regiones, al tiempo que permitió la reducción del peak de turistas registrados en enero y febrero.

En el caso de Pucón, que alcanzó el máximo de 60.000 personas en la segunda semana de enero, la cantidad de turistas bajó una vez que la comuna retrocedió a cuarentena, estabilizándose en torno a las 25.000 personas durante la primera semana de febrero.

“Observamos que aquellas personas que ya se encontraban en la comuna al momento de retroceder a cuarentena posiblemente no volvieron a sus residencias de forma inmediata, sino que permanecieron en esas comunas, dado que el permiso de vacaciones era uno solo”, detalló Leonardo Basso, director del ISCI y académico de la Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas de la U. de Chile. 

Por otro lado, el efecto en comunas que retrocedieron a transición (fase 2), como La Serena, Panguipulli, El Quisco y El Tabo, indica una disminución en la cantidad de viajes hacia esas comunas en torno a un 25 por ciento.

Para Basso, esta situación es “comprensible, dado que el permiso de vacaciones sí permitía visitar comunas en fase 2, por lo tanto, el retroceso a esta fase no canceló tantos planes de vacaciones como lo hizo el retroceso a fase 1 de otras comunas”.

En comunas turísticas pero que además tienen alta actividad laboral, como Antofagasta y Copiapó, las cuarentenas tuvieron un efecto “muy menor”, lo cual se explica por el alto flujo de trabajadores del sector minero provenientes de otras regiones, que se movilizaron mediante permiso laboral.

Asimismo, en las comunas de destino que combinan turismo y trabajo, como Iquique, Puerto Montt, Temuco y Concepción, la cuarentena tuvo un efecto “intermedio”, posiblemente más fuerte en el sector turístico y menos fuerte en el sector laboral.

Entre las ciudades que más han atraído turistas durante el verano se encontraron La Serena, Viña del Mar y Pucón; mientras que Puchuncaví, Algarrobo, El Quisco, Panguipulli recibieron casi exclusivamente a visitantes de la Región Metropolitana, registrando un total de 70.000 a 100.000 visitantes, al alza durante gran parte del verano.

Durante el último fin de semana de febrero se produjo una retirada de veraneantes hacia sus regiones de origen, presumiblemente debido a la cercanía del mes de marzo y el fin de las vacaciones, indican los investigadores.